Reseña de «Akanni, el pequeño colibrí. Diario de una limpiadora» de Jared Ngale

Sinceramente, no sé si este género existe, pero después de leer este libro debe ser obligatoria su creación. Akanni, de Jared Ngale yo la catálogo como novela de denuncia social. Después de su primer éxito «Black experience sex» editado también por Létrame, la autora arriesga con un libro lleno de rabia, verdad y realidad.

Entremos de lleno en materia y sin introducciones. Empezamos por un personaje muy especial, una reportera que vive en España y decide viajar a su país de origen en el continente africano, país ficticio que se asemeja mucho a uno que todos conocemos. En él se reencuentra, o más bien conoce al rey de una aldea en la que vivieron sus antepasados y a través de su interacción, experimentamos el horror por el que han pasado bajo el yugo del dictador que asola su tierra y que en cierto modo es respaldado por los miembros de la comunidad económica europea que tratan, como por desgracia todos ya sabemos, a África como su supermercado.

El lenguaje en esta obra es sencillo y bien estructurado dentro del marco político. Se nota la documentación y el como la autora sabe de lo que habla por haberlo sufrido en sus propias carnes. Sin tapujos, llano, claro y sin tiritas, directo a ese callo que más de uno se ha hecho para olvidar lo que pasa en nuestro continente vecino.

En este viaje, esta chica conoce a la persona que da nombre a este libro, Akanni, la nieta del rey de esta aldea. Una joven fuerte, con ideales y un nivel cultural envidiable para hacer frente al viejo continente, que ese el propósito de su abuelo. Que la joven abandone su país y se forje un futuro allá donde él no pudo. Ella quiere ser escritora y a pesar de las dificultades y empezar con un blog, poco a poco lucha por su sueño.

No voy a desvelar ciertas sorpresas que pasan durante la historia y que para mi gusto (cosa que hablé con la autora) se deberían haber contado de otra manera y en otras circunstancias. El caso es que Akanni consigue llegar a España y allí nada es de color de rosa, entre sus experiencias personales con un chico algo extraño y la creación de su novela, y su personaje principal que se convierte en cierto modo en el tercer protagonista de esta historia y la cual utiliza la autora para de nuevo dar cera, y con razón, a todas la injusticias por las que pasan los inmigrantes en esta piel de toro cada vez más corrupta y llena de seres llamados políticos que son simplemente mercenarios de todo aquel que maneja el dinero.

Hay partes de esta novela que son muy, muy duras. La crudeza sirve para darte una bofetada de realidad y olvidar el hecho de que la esclavitud desapareció hace años. Sigue encubierta de alguna manera y nadie debe pasar por ello en ningún rincón del mundo. La característica principal por la que somos humanos es porque todos debemos ser libres. Libres para elegir nuestra vida, nuestro destino, nuestra orientación sexual, nuestros ideales pero todo en el marco de la comprensión, la tolerancia y respeto hacia los demás, sean de la raza que sean.

Y ahora, debo ser honesto con la autora y especificarle algunas cosas que se pueden mejorar, pues todo lo hablado anteriormente está aprobado con nota. Una historia no es solo lo que se cuenta, sus cimientos se forjan alrededor de unos personajes y ellos deben crecer junto a lo que se está contando, explorar más dentro de ellos y sacarlos para que el lector empatice mucho más con la trama y los sentimientos, en este caso de denuncia, que se exponen en este libro. No radicalizar o seccionar ciertos aspectos de la historia de una manera brusca y tratar de dejar, a pesar de ser una novela diferente, ciertas intrigas o desafíos para que el lector no desconecte de la historia y sienta que simplemente esta leyendo un manifiesto.

Por último, cuidar el lenguaje y rodearte de personas que realmente te lo corrijan bien y te ayuden a crecer como escritora y así aprender no solo a saber conjugar bien los verbos, sino a no repetir muchas palabras en las mismas estrofas que tanto hacemos los autores (entre los que me incluyo). Es curioso este dato, pues lo vemos con mayor facilidad en escritos ajenos que en los nuestros. Es un aprendizaje constante.

En definitiva, Akanni es una historia escrita con el corazón, un corazón que se nota que la autora no ha podido parar o controlar durante el proceso de su creación por todo lo que ha vivido en nuestro país e incluso alrededor de los suyos, sus compatriotas.

Yo personalmente me quedo con la verdad y las enseñanzas que nos deja esta denuncia social y humana sobre un continente que está harto de que lo mangoneen y no se le de el sitio que merecen, por derecho, cultura y riquezas. Me toca muchísimo los cojones eso de Tercer mundo, eso no existe, eso lo han creado los ladrones y chorizos que viven a cuerpo de rey tras un escritorio o tumbados en las hamacas de su putos chalets podridos de dinero y manchados con la sangre de gente buena e inocente. ¡¡BASTA YA!!

Enhorabuena, Jared Ngale por tu valentía, tu dedicación y tu compromiso no solo con tu pueblo, sino con la verdad y la humanidad. Os recomiendo su lectura.

Mi puntuación es de 6’5 sobre 10.

Os dejo también el enlace de mi canal de YouTube donde reseño de otra forma esta novela y el de compra para poder adquirirla:

Aquí si la quieres dedicada: https://paypal.me/JaredNgale?locale.x=es_ES

  2Comments

  1. Jared Ngale   •  

    Óscar Lamela Méndez estoy súper contenta la verdad, no me esperaba una valoración tan positiva. Ten por seguro que me han y siguen sirviendo tanto tus consejos como los de Raquel Guerra , y los estoy aplicando a las nuevas historias que estoy creando. Gracias a gente como vosotros dos, personas a las que admiro enormemente, puedo decir que estoy creciendo cada día como escritor, me queda un largo camino y os prometo que me esforzaré por aprender más. Muchísimas gracias, ¡menuda pedazo de reseña! Te prometo que me rodeare de gente como vosotros que me ayudáis a crecer.
    Estoy feliz y agradecida ☺️

    • Óscar   •     Author

      Ha sido un placer y me alegro mucho de que te haya gustado. He tratado de ser honesto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.