Reseña de «Después» de Stephen King

Es inevitable el acabar un año sin leer nada del rey del terror, julio a sido el mes y en apenas una semana. Todos sabéis mi amor incondicional por el viejo escritor de Maine. El hombre que escribe mas rápido del mundo y que no solo George R. R. Martin se pregunta como teclea y crea tan rápido. A dos o tres libros por año nos tiene ya acostumbrados. Este mismo año se publicará su segunda novela en España (pues ya esta en EEUU) «Billy Summers», allá por el 9 de octubre.

Es verdad que algunos son flojos, pero en esta novela corta de apenas 245 páginas de la que os voy a hablar, King nos demuestra de nuevo su maestría como narrador y como a través de una historia sencilla, nos hace disfrutar como enanos.

Yo quise estirarla, pero fue imposible. Nos metemos de lleno en una especie de diario de un joven de unos veintitantos años que nos cuenta lo que pasó en su juventud y sobre todo el curioso e inquietante poder o don que posee, según se mire: ver a personas muertas, pero no en este caso como el famoso niño de la película de Shyamalan. Aquí, el joven Jamie Conklin interactua con ellos justo en el momento de su muerte o minutos después.

Tras llegar a casa con su madre soltera, se encuentran en el pasillo de los apartamentos a su vecino, taciturno y triste, fumando e inquieto. Su mujer acaba de fallecer en el salón y mientras la madre de Jamie habla con el hombre, el chico conversa tranquilamente con la mujer sin que su marido se percate… así comienza la novela y así nos atrapa King.

Su madre sabe de su «don» desde hacia tiempo, pues el momento de su descubrimiento fue bastante traumático. En este punto, el joven nos deja claro que esta es una historia de terror, durante varias ocasiones. En particular, debo decir que lo es, pero no a un nivel al que nos pueda tener acostumbrados el autor. Eso sí, a mi me pasan estas cosas y me cago. Todo se ve diferente tras unas hojas de papel.

El caso es que la trama se desarrolla con agilidad y nos mete de lleno en una insólita historia a través de la amante de la madre del chico, una inspectora que busca desesperadamente las bombas que un conocido terrorista a dejado por todo un centro comercial, incluso después de muerto. Evidentemente, aquí es donde entra en acción los poderes de Conklin que la policía le pide a espaldas de su madre y todo explota a su alrededor, no precisamente por las bombas.

Jamie solo quiere una vida normal, pero esta agente de la ley la llevará por un mundo bastante turbio del que deberá salir e incluso escapar, pues digamos que el famoso terrorista no se va a cansar de dar por culo.

Ya os digo, King nos lleva en esta historia por donde quiere y con un lenguaje tan natural y cercano, que hay escena en las que no he podido evitar el soltar una carcajada. Su facilidad de palabra hace que por mucho que sigan intentando desprestigiar su trabajo, nadie pueda negar su maestría.

La primera novela que leí del rey del terror fue «El resplandor» y gracias a él, mi vida cambió para siempre. Quizás, el precio de esta novela corta sea desmesurado, pero particularmente vale cada una de sus palabras.

Yo os la recomiendo encarecidamente y apuesto a que no os va a dejar indiferente, como se suele decir. Esta vez no, pues las dos últimas novelas que leí de él me aburrieron un poco, «Bellas durmientes» y «El instituto».

Os dejo el enlace de mi reseña virtual en mi canal de YouTube también:

Mi puntuación es de 8 sobre 10.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.